Charla de mujeres investigadoras de la UEX

Con motivo del Día Internacional de la Mujer y la Niña en la Ciencia, un grupo de jóvenes científicas e investigadoras de la UEX han compartido sus experiencias con nuestros alumnos los días 11 y 15 de febrero.

El día 11 intervinieron Eva Alegre Cortés, Saray Canales Cortés, Ana Belén Galán Guerra, Marta Paredes Barquero y Elisabet Uribe Carretero, a quienes vemos en esta fotografía posando con nuestra camiseta del Cincuentenario.

El día 11 la charla estuvo a cargo de Mercedes Torres Badía, Julia Bragado González y Soraya Solar Málaga.

Eva Alegre nos dejó, en nombre de todas ellas, esta reflexión:

Feliz día de la mujer y la niña en la ciencia. Por todas las inquietas, por las que no paran de preguntar, por las curiosas, por las constantes, las trabajadoras y las valientes. Continuamos con la revolución de aquellas primeras grandes pensadoras y científicas que abrieron la vereda. Por vosotras seguiremos recorriendo este camino, mejorando cada día y divulgando nuestro trabajo para que no se acabe nunca.

Bonita experiencia y mejor compañía. Gracias al IES Norba Caesarina por la oportunidad y, por supuesto, a mis compañeras por estar conmigo y por ser las mejores en todo lo que se proponen.

CONCURSO DE LOGO – ENTREGA DE PREMIOS

El viernes 22 de enero fueron entregados los premios a los dos finalistas del concurso de Logo del proyecto Erasmus+ Natural Heritage, Knowing is preserving: The best option for future.

Los ganadores fueron Mónica Ramiro López, alumna de 3º de la E.S.OMarcos  Campos González, de 2º de Bachillerato, cuya propuesta ha sido la más votada entre todos los socios.

Intercambio con Arras

Mariate Macías Puig. Dpto. de Francés

El pasado once de diciembre algunos alumnos de 4ºESO y de 1º de Bachillerato del instituto IES Norba Caesarina realizaron un intercambio con los alumnos del instituto Lycée Baudimont, localizado en la ciudad de Arras, al norte de Francia. El intercambio duró una semana y, durante este tiempo, los alumnos realizaron diferentes actividades junto a sus compañeros de intercambio franceses, desde excursiones a diferentes ciudades de Francia, hasta un viaje a Brujas, en Bélgica.

Pero, la mejor forma de saber realmente su opinión es preguntarles a ellos:

Una de las mejores experiencias de mi vida. He aprendido mucho sobre el idioma y las costumbres francesas. Por otro lado, a nivel social, me ha parecido muy productiva, ya no solo con mis compañeros franceses, sino también con compañeros de Bachillerato que no conocía. En definitiva, me ha parecido un viaje lleno de emociones, paisajes, risas y buenos momentos. Así describe Miguel Timón, un alumno de 4ºB su experiencia durante el viaje. También le preguntamos sobre su mejor momento, a lo que él contestó:

¿Mi mejor momento?, Hum… Es complicado. Durante el viaje hemos vivido montones de buenos momentos y me sería complicado elegir uno concreto. Supongo que el momento en el que mejor me lo pasé, o por lo menos uno de los momentos en los que más me reí y más disfruté, fue cuando montamos en una barca, durante la excursión a Brujas. Fuimos viendo la ciudad por unos canales que la atravesaban, cantando y riéndonos. Todos los turistas que había a los lados del canal nos iban haciendo fotos y saludando, fue muy divertido.

Por otro lado, también hablamos con más alumnos, todos nos contaron historias muy similares:

Para mí ha sido una experiencia increíble, inolvidable, a nivel de aprendizaje me he dado cuenta de que tengo más nivel del que pensaba en francés y que puedo defenderme con un tercer idioma. Ha sido una experiencia que repetiría sin pensarlo dos veces, tengo muchas ganas de volver a ver a los franceses y enseñarles todo lo que tenemos en nuestra magnífica ciudad. Cuenta Laura Garrido, alumna de 4ºB. También le preguntamos sobre su mejor momento:

Mi momento favorito fue cuando fuimos en Arras a ver unas cuevas hechas por soldados durante la Segunda Guerra Mundial, que se encontraban debajo de la ciudad. Nos hicieron ponernos unos gorros por seguridad que simulaban los cascos militares de la Segunda Guerra Mundial, fue bastante gracioso vernos a todos con los cascos puestos..

En conclusión, ha sido un viaje muy interesante, divertido y bien organizado, todos los alumnos han acabado encantados e ilusionados. Por último, también me gustaría agradecer a las profesoras que acompañaron a los alumnos, Paula y Silvia, además de a todos los profesores del Lycée Baudimont que ayudaron a integrarse a los españoles.

Alumnos de Música recorren el Campus Universitario

Sebastián Díaz

Los alumnos de 2º ESO D (No Bilingüe) y 1º PMAR han hecho un recorrido por el Campus Universitario de Cáceres, facultad de Veterinaria, Politécnica, Biblioteca Central, Facultad de Filosofía y Letras terminando en la Facultad del Profesorado donde han asistido y participado en un ensayo de baile con el alumnado  universitario de dicho centro. A continuación, han escuchado cuatro fragmentos musicales interpretados por los alumnos universitarios.

58dacffb-cbc6-4ede-811a-49b5202f4263bc3ca989-edf7-4b3e-bf20-c1d552c3856f

Entre encinas y estrellas

Carlos González / Juan Luengo – 4º de ESO A

El sábado 19 de Octubre un grupo de 12 alumnos acompañados por algunos profesores  fuimos a Fregenal, un pueblo de la provincia de Badajoz, a un observatorio de estrellas para pasar allí el fin de semana en unos bungalós. Cuando llegamos, el dueño del observatorio, Jose Luis, nos dio la bienvenida explicándonos como había surgido la idea del observatorio y en qué consistía. A continuación nos informó de las horas a las que estaban planteadas las actividades e insistió en la puntualidad; nos dividimos en dos grupos y cada uno se fue a un bungaló,  uno para los alumnos de 4º y otro para los alumnos de 1º de bachillerato, estando cada grupo en su bungaló lo primero que se hizo fue descargar los coches y comer (eran casi las cuatro de la tarde) el resto de la tarde lo gastamos entreteniéndonos con un balón hasta que empezó a llover, tras lo cual nos metimos en los bungalós a esperar hasta las ocho, hora en la que teníamos que reunirnos con Jose Luis para enseñarnos las increíbles fotos que se hacían desde el observatorio y contarnos que el propósito era que la gente les prestase sus telescopios y a cambio ellos se lo mantenían y lo utilizaban por ellos, lamentablemente nos informó que por culpa del mal tiempo no íbamos a poder ver el cielo.

Después de la charla nos retiramos a dormir cansados como estábamos del largo viaje; al día siguiente nos enseñaron los telescopios que tenían explicando uno por uno como funcionaban, como era su mantenimiento y uso y las técnicas que se usaban para hacer las fotografías que nos habían enseñado el día anterior; por último recogimos todo para ir a ver la empresa de Jose Luis (Resilux).

Resilux es una empresa belga que se centra en la producción de envases usando PET (polietilenteleftalato), que tiene numerosas fábricas repartidas por Europa; una de estas en la provincia de Badajoz. (Resilux Ibérica).

En nuestra visita, nos enseñaron su espacio de trabajo (la parte empresarial), su manera de trabajar y la zona de producción.

Su espacio de trabajo está dividido dos pisos, con diferentes salas, nombradas con los nombres de distintas constelaciones (debido a que uno de los directores generales es uno de los fundadores de “Entre encinas y estrellas”).

En el piso de abajo, llegando a la zona de producción, se encuentra la sala de reuniones, donde hablan con sus clientes.

Al subir las escaleras, hay una foto de la Vía Láctea. Esta está ahí para transmitir un mensaje cuando los trabajadores dicen que tienen mala suerte. Este mensaje dice: “El universo es inmenso, en el hay miles millones de estrellas, cada una puede tener varios planetas. El universo no va a ir hasta ti solo para darte mala suerte, por eso la mala suerte no existe”.

En Resilux Ibérica está prohibido decir no; si algo no te convence, tienes que argumentar por qué no estas de acuerdo, pero nunca se puede decir que no.

La zona de producción tiene doce máquinas. Allí nos explicaron cómo se hacían las preformas. Las preformas son el paso anterior a tener el recipiente, estas tienen la boquilla del futuro recipiente, pero todavía no tienen la forma del recipiente.

Para hacer las preformas, primero hay que tener algo llamado pellets; esto es el plástico con una estructura cristalina, estando así muy concentrado y teniendo forma de bolitas. Se le saca toda el agua que tienen, y con altas temperaturas, se le da la roma de la preforma (la temperatura máxima es de 275 C).

Luego las preformas se enfrían hasta los 57 C y se depositan en una caja que se mueve cada cierto tiempo para que ocupen el menor espacio posible.